domingo, 15 de mayo de 2016

Dolmen d'Orèn


En Prullans encontramos restos megalíticos de la Edad de Bronce, de unos 4.000 años de antigüedad, concretamente se trata de un dolmen de cámara simple formado por cinco grandes piedras, la más grande y que al mismo tiempo cubre la cámara sepulcral hace 3,5 m de largo, 2,4 m de ancho, 0,5 m de espesor y pesa unas 7 toneladas.

Tras haber tenido que abortar la ascensión al Puigmal, Dani y yo nos dirigimos hacia el camping pensando que poder hacer ya que aun era muy pronto, pero también teníamos que tener en cuenta el tiempo, por lo que no podía ser nada de mucha duración.

Pensando de camino recordé la ruta que ya realicé y que va hasta el Dolmen d'Orèn, en Prullans.

Una vez llegamos al camping nos pusimos enseguida en marcha para ir a buscar el Camí dels Bons Homes que nos lleva hasta el pueblo de Prullans.

Que bien que han venido estas lluvias a la zona

Prullans

Este primer tramo nos lleva por la carretera hasta que llegamos a la Font Subirana.


Una vez la pasamos enseguida tenemos que dejar el Camí dels Bons Homes por una fuerte subida que vemos a nuestra derecha, tal vez la parte más pesada de toda la ruta, por unas calles con muchísima pendiente y que en zig-zag nos llevan hasta la carretera.

Ya en la carretera, giramos a la izquierda para a los pocos metros girar a la derecha y enseguida pillar una pista.

La pista es muy sencillo seguirla, siempre hemos de ir hacia arriba y siguiendo las marcas amarillas.

Esta senda va ganando altura de forma constante, cosa que nos permite disfrutar de unas bonitas vistas del valle del Cadí.


Nunca me canso de contemplar el Valle del Cadí

Tras unos 3 kilómetros de pista nos encontramos con la masía de la Casa d'Orèn.


Aquí, una vez cruzamos una puerta nos colocamos en la izquierda, siempre intentando no molestar a las vacas que nos miran amenazantes, para seguir un camino que al principio no se ve pero que enseguida encontramos.

Seguimos por el camino hasta dar con la paleta que nos desvía hacia la izquierda en dirección al dolmen.

Ahora ya tenemos uno de los tramos más duros pero a la vez bonitos, una senda que en algunos tramos es difícil de seguir, con una fuerte pendiente, que conforme vamos avanzando se va cerrando más y más hasta entrar por completo en un frondoso bosque de pinos.

Dani, como siempre, con muy buen ritmo

Y ya por fin llegamos al final de la senda, lugar donde nos encontramos el dolmen.



Para increíble que pudieran llevar hasta allí semejantes rocas de granito hace 4.000 años sin ningún tipo de maquinaria.

Una vez reposamos un poco e hicimos las fotos de rigor, nos encaminamos de nuevo hacia el camping siguiendo los mismos pasos por los que habíamos subido.

Tras 2 horas y media de caminata, de muy buena compañía, y de haber arreglado el mundo varias veces, por fin llegamos al camping para darnos una merecida ducha y comernos un buen plato de espaguetis.

Todo y no haber salido el fin de semana como teníamos planeado, tengo que decir que me lo he pasado genial y que he podido conocer a una bellísima persona con la que espero volver a poder coincidir en muchas más ocasiones.

Recuerda Dani, aun tenemos pendiente el Puigmal, por no hablar de esa megacircular del Penyagolosa.

A continuación os hago un pequeño resumen de los números de la ruta:
  • Tipo de ruta: Lineal
  • Dificultad técnica: Baja
  • Dificultad física: Baja
  • Distancia: 10,63 Km
  • Punto más alto: 1.594 m
  • Punto más bajo: 1.032 m
  • Desnivel positivo: 585 m
  • Desnivel negativo: 585 m
  • Desnivel acumulado: 1.170 m
  • Cimas ascendidas: 0
  • Tiempo empleado: 2 horas 35 minutos
  • Tiempo en movimiento: 2 horas 27 minutos
  • Velocidad media: 4,09 Km/h
  • Ritmo: 14:39 min/Km

Saludos!!!

7 comentarios:

  1. Hola David.

    Pues al final con esta subida al dolmen, más lo de horas antes hasta el collado, en total nos cascamos más desnivel que si hubiésemos podido subir al Puigmal, al menos nos ganamos la ducha y los espaguettis jajaja, me gustaron mucho las vistas durante la subida, qué bonito estaba todo tan verde, y esas canales repletas de nieve del Cadí, medio camufladas por la niebla, y ese dolmen tan bien conservado.
    Has puesto foto de el único momento que fui delante en esta ruta, y aquí fuiste tu quien me llevaste con la lengua fuera todo el rato jajaja.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Dani!!!

      Pues haciendo números si que nos cascamos más desnivel y kilómetros que si hubiéramos podido subir al Puigmal.
      La verdad es que las vistas del valle con el Cadí de fondo son impresionantes, lástima de la niebla.
      No me creo que te llevara con la lengua fuera, que se te veía muy fresco cuando llegamos al dolmen, jajaja

      Un abrazo!!!

      Eliminar
  2. Es una pasada, unas vistas impresionantes y un gran momento lo de pasar por al lado del ganado. No se si disfruté más yo o el peludo de los charcos. Me encantó :)

    ResponderEliminar
  3. Hola David
    Que buenas vistas del Valle del Cadí y que verde que está todo, que chulada!!!

    Buena compañía te has buscado, el amigo Dani, ese no para ni aunque lo aten jajaja.

    Un saludo
    Jose
    TROTASENDES BENICALAP

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Jose,

      Con lo que ha llovido durante estas últimas semanas está todo muy verde y espectacular.
      Dani es un un culo inquieto y no para, aunque ya me fue bien, que yo tampoco puedo decir que sea tranquilo... jajaja

      Un saludo

      Eliminar
  4. ¡Hola David! Pues está muy bien este complemento a la ruta anterior. Un poco de prehistoria también es interesante. Nuestro antecesores hicieron cosas que aún siguen asombrándonos, como este fabuloso dolmen.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola Emilio!

      Si el tiempo se tuerce siempre hay que tener un plan B para poder aprovechar el día, y si encima se puede aprender algo y disfrutar de la historia aun mejor.
      A ver si te animas y te vienes por aquí alguna vez, que además de este dolmen hay alguno más por la zona.

      Un abrazo

      Eliminar